Un nuevo parque de limpieza en L’Eixample

El nuevo centro de limpieza en el parque de Joan Miró se inaugura como una instalación sostenible y funcional que centralizará los servicios de recogida de residuos de la vía pública de la Nova Esquerra de l’Eixample. El edificio, ubicado en el subsuelo del parque, incorpora medidas de eficiencia energética para reducir el impacto ambiental.

18/05/2018 16:46 h

Ajuntament de Barcelona

Las instalaciones soterradas del nuevo parque de limpieza ocupan 3.552 metros cuadrados distribuidos en dos plantas, donde se encuentran las oficinas de los servicios logísticos y los espacios específicos para la descarga y la primera compactación de los residuos. El material recogido se acumula en contenedores que a medida que se llenan se trasladan a plantas de tratamiento de residuos. Además, el equipamiento incorpora un punto de lavado, vestuarios, un taller mecánico, una sala polivalente y un aparcamiento base para los 60 vehículos de servicio. En total, 300 operarios forman parte del equipo de limpieza del barrio, un servicio que sustituye el que hasta ahora llevaban a cabo entre los centros de las calles del Comte Borrell y de Mallorca.

Un edificio sostenible

Siguiendo la línea de otros centros de limpieza ubicados en el subsuelo, como Horta o a Sant Gervasi, el nuevo parque de la Nova Esquerra de l’Eixample cumple con criterios de sostenibilidad y eficiencia energética que contribuyen a reducir el impacto ecológico y ambiental. El soterramiento facilita el aislamiento térmico y acústico de las instalaciones de manera natural, hecho que conduce a reducir el ruido en el ámbito del parque y a evitar molestias al vecindario. Además, las instalaciones disponen de un sistema de energía geotérmica, iluminación de bajo consumo y aprovechamiento de aguas freáticas. Asimismo, se han reutilizado los materiales procedentes del derribo de la antigua plaza para construir el revestimiento de parte de la fachada.

Más espacio vecinal

El proyecto de reurbanización para el parque de Joan Miró incluye la construcción de una plaza en la superficie del parque de limpieza que funcionará como ágora vecinal o espacio de reunión. Además, la reforma añade la instalación de una pérgola que mantenga una zona protegida del sol, para poder desarrollar en esta otros usos comunitarios, y que también se aprovecharía para instalar placas fotovoltaicas que abastezcan de energía al parque de limpieza.

Noticias relacionadas