¿Qué hacen el cuerpo de bomberos y la Guardia Urbana en la emergencia por la COVID-19?

COVID-19. Los dos cuerpos refuerzan los servicios en el espacio público y el ámbito asistencial.

Desde la declaración del estado de alarma, los cuerpos de seguridad y de emergencias de la ciudad se han reorientado para hacer frente a la emergencia por la COVID-19. La Guardia Urbana de Barcelona ha incrementado su presencia en el espacio público para garantizar la convivencia, la seguridad y las medidas de confinamiento. El cuerpo de bomberos da apoyo logístico y organizativo a todos los proyectos nuevos que se han puesto en marcha en la ciudad.

La Guardia Urbana de Barcelona se ha reorganizado en grupos de trabajo de más de mil agentes cada uno con el fin de disminuir el riesgo de contagio y asegurar la operatividad y la respuesta policial. Esta respuesta también se ha ajustado a las necesidades de la emergencia por la COVID-19 incrementando los equipos de la policía de barrio y el patrullaje en horario nocturno. También se ha creado la figura del agente sanitario, formada por dos agentes del cuerpo que tienen titulación de enfermería y realizan funciones técnicas orientadas a abrir los hoteles sanitarios. El cuerpo policial refuerza la atención a las personas mayores que viven solas a través de un nuevo canal de comunicación con las personas usuarias del servicio VinclesBCN.

Hasta este 6 de abril, la Guardia Urbana y los Mossos d’Esquadra han puesto 17.421 denuncias y 33.212 avisos a personas que no estaban respetando el confinamiento. También se han inspeccionado 120 establecimientos comerciales, se han realizado 666 avisos y se han interceptado 4.409 vehículos.

El refuerzo de la policía de barrio para atender incidencias y requerimientos del vecindario se ha incrementado en un 174 %. La mayoría de llamadas recibidas, 5.291 desde la entrada en vigor del estado de alarma, han sido por incidentes por ruido y música (52,5 %), molestias por obras (19,5 %) y molestias en el espacio público (17 %).

Actuaciones de los Bomberos de Barcelona

Como la Guardia Urbana, con el fin de prevenir al personal operativo del riesgo de contagio y establecer los procedimientos de seguridad, el cuerpo de bomberos de Barcelona ha elaborado diferentes procedimientos. Se han cambiado los horarios de los turnos y se han habilitado cinco equipamientos para repartir las dotaciones entre los parques de bomberos y estos espacios.

El cuerpo de bomberos participa en todos los proyectos que el Ayuntamiento de Barcelona pone en marcha para hacer frente a la crisis de la COVID-19 y ha elaborado un mapa para recoger todos los datos y las estadísticas sobre el estado de los equipamientos de los servicios esenciales de la ciudad. Principalmente colabora en:

  • Hoteles Salud: Asesora a los establecimientos y al personal sanitario con respecto a la coordinación y la adecuación del espacio y la distribución de material sanitario y de protección y de recursos humanos. El cuerpo de bomberos se encarga de trasladar a pacientes de los hospitales a los hoteles sanitarios.
  • Pabellones Salud: El cuerpo ha realizado y coordinado la instalación sanitaria en los equipamientos, así como los planes de emergencia de cada espacio.
  • Salud Fira 2: Apoyo logístico y diseño del plan de emergencia del pabellón de Fira Barcelona.
  • Proyecto social Fira: Apoyo logístico y concreción del plan de emergencia del pabellón.
  • Residencias de personas mayores: Tareas de desinfección y de separación de los internos con COVID-19 que no presentaban síntomas. Hasta ahora se han desinfectado 30 residencias.