Cerrados todos los parques y espacios de ocio al aire libre

Los parques y jardines de la ciudad estarán cerrados como medida preventiva para contener la propagación de la COVID-19. No se podrá acceder a las playas ni estar en los parques que no se puedan cerrar.

16/03/2020 11:04 h

Ecologia Urbana

De acuerdo con las recomendaciones de las autoridades sanitarias y con el objetivo de contener la propagación de la COVID-19, los parques y jardines de la ciudad están cerrados al público.

El cierre afecta a los 148 parques que tienen puertas de acceso, pero la medida se aplica a todos los parques y jardines, que no se pueden utilizar como espacios de ocio o estancia, solo como lugar de paso. Al mismo tiempo, queda prohibido utilizar las áreas de juego infantiles.

Con respecto a las playas de la ciudad, todas tienen izada la bandera roja y está prohibido pasear. A partir del 16 de marzo también han dejado de funcionar las fuentes ornamentales de la ciudad. Se mantienen activos los servicios de control y reparación del alcantarillado y el alumbrado.

Según el decreto de servicios públicos esenciales, se mantendrán operativos los servicios de incidencias en el arbolado y también el mantenimiento básico de espacios verdes y juegos infantiles. Además, se mantendrán las desinfecciones de las áreas de recreo para perros con la programación habitual.

En este sentido, se han modificado las dinámicas de los equipos de trabajo y se ha establecido un sistema de turnos que permite asegurar el servicio y, sobre todo, proteger a las trabajadoras y los trabajadores del Instituto de Parques y Jardines con las medidas preventivas dictadas por las autoridades sanitarias.